Estás escuchando

Title

Artist


Santi Denia y Susana Rodríguez, los albaceteños que nos representarán en los JJOO de Tokio

Escrito por el 28 de junio de 2021

El ex futbolista, que viajará como segundo entrenador del combinado nacional de fútbol; y la árbitra de voleibol, visitaron los estudios de Radio Marca Albacete para charlar sobre las Olimpiadas

Albacete va a estar en los Juegos Olímpicos de Tokio. Y por partida doble. Del 23 de julio al 8 de agosto, Santi Denia y Susana Rodríguez, dos albaceteños nacidos en 1974, participarán en el acontecimiento con el que cualquier deportista sueña. Ellos tendrán el honor de representar a España, pero la ciudad de Albacete sentirá el orgullo de ver a dos de los suyos en la mayor cita del deporte mundial.

Ninguno de los dos es nuevo en esto. Santi, ex futbolista del Albacete Balompié, del Atlético de Madrid y de la selección española, es ahora técnico y viajará como segundo entrenador del equipo de fútbol, aunque ya sabe lo que es estar en unas Olimpiadas puesto que jugó para el combinado nacional en Atlanta 96. Susana, árbitra de voleibol, estuvo presente en los JJOO de Londres 2012 y Río 2016, dónde dirigió partidos decisivos como el encuentro por la medalla de bronce femenina en la capital inglesa y la final femenina en la localidad brasileña. Ambos partirán de forma inminente hacia «el país del sol naciente», por lo que en Radio Marca Albacete les hemos reunido para tratar lo que van a ser unas semanas históricas.

Santi Denia y Susana Rodríguez, los albaceteños que nos representarán en los JJOO de Tokio
Santi Denia posa con la camiseta de su debut en la selección española; Susana Rodríguez, con la que arbitró la final de voleibol de Río 2016

Pregunta: ¿Qué recordáis de vuestras primeras Olimpiadas?

Susana: Cuando recibí la designación yo no me lo creía. Tuve que mirarlo varias veces. Y una vez que llegas allí, la emoción es inmensa. Se me ponen los pelos de punta cada vez que lo pienso. Pero es que es la tercera vez que voy a ir a unos Juegos Olímpicos y sigo sintiendo lo mismo. Estar ahí es muy complicado. De Europa me parece que solamente vamos seis o siete árbitros de un total de 16 o 17 árbitros de todo el mundo. Es una ilusión inmensa; un reconocimiento enorme a tu trabajo, a tus esfuerzos y a tus sacrificios. Simplemente el hecho de estar ahí es increíble; si luego encima tienes la suerte de participar en partidos importantes y hacerlo bien, lo redondeas.

Santi: Volver a ir a unos JJOO es una ilusión tremenda. La primera vez que fui, como futbolista, tenía 21 años. El recuerdo que tengo de la Olimpiada, más allá de un campeonato exigente, porque en un torneo así están los mejores de los mejores, es el de los amigos y compañeros que hice, que además, aún seguimos en contacto e incluso nos vamos juntos de vacaciones. Hicimos unos lazos de amistad espectaculares. Ahora me toca vivirlo como técnico, que no tiene nada que ver. Me toca hacer grupo, sacarles el máximo rendimiento, que esos lazos que yo recuerdo como jugador vuelvan a surgir y que se pueda soñar con un oro, que ya se consiguió en el año 92. Soñar en grande no cuesta, así que vamos a soñar en grande.

P: Cuando teníais 10 años se celebraron los JJOO de Los Ángeles. ¿Se os pasó por la cabeza que algún día estaríais allí?

Susana: La verdad es que siendo tan joven no. Pero con el paso del tiempo vi un atisbo de que sí podía llegar.

Santi: De esas Olimpiadas recuerdo madrugar y trasnochar para ver las competiciones. En mi caso, lo veía muy lejano. Soñaba con poder ser futbolista; poder jugar en el Albacete o en el Atleti, el equipo de mi padre. Se ha ido consiguiendo. Pero sí que es verdad que ir a unas Olimpiadas lo ves cómo algo muy difícil, por lo que haberlo logrado es muy bonito.

«Nos estamos preparando para soñar en grande y traer un oro a España»

Santi Denia

P: Después de un año de espera, ahora iréis a Tokio y una de las cosas más emocionantes es el orgullo de representar a Albacete.

Susana: Sí. Pero no sólo es el orgullo. Es la ilusión. Unos JJOO son lo máximo a lo que aspira un deportista. El hecho de estar ahí ya es una alegría inmensa. Si además estas representando a tu ciudad, a tu tierra, pues todavía más. Una vez que lleguemos allí, trabajaremos por hacerlo lo mejor posible y a disfrutar.

Santi: Es un orgullo poder representar a Albacete y a Castilla-La Mancha. En mi caso, en el año 1996, fui a las olimpiadas como jugador. Ahora tengo la suerte de trabajar en la Real Federación Española de Fútbol (RFEF). Hemos conseguido la clasificación y podré ir cómo técnico. Me hace una ilusión tremenda, porque como deportistas es lo máximo a lo que podemos aspirar.

P: En las Olimpiadas se forma un ambiente entre los compañeros que en otros torneos no se forma.

Santi: Tiene que ver con la exigencia de la competición. Cuando es tan grande, las emociones y la sensibilidad están a flor de piel. En mi época todo se hacía con el equipo, por lo que hice grandes amistades. Es importante tener esos lazos. Y cuando tengamos que sufrir, que tiren todos como grupo. En este caso, será una olimpiada especial, las restricciones por el Covid-19 en Japón son muy potentes. Habrá que hacer una burbuja y con PCR diarias. Pero tenemos que tratar de adaptarnos a esas medidas con buenas dinámicas de equipo. Es el único secreto.

Susana: Somos compañeros que nos conocemos de muchas competiciones, y al final esos vínculos se crean. Somos como una segunda familia. En el colectivo arbitral también se crean esos vínculos. Cuando arbitras con alguien con quien tienes una confianza extrema, el arbitraje sale mucho mejor. Eso se nota en la pista.

Santi Denia y Susana Rodríguez, los albaceteños que nos representarán en los JJOO de Tokio
Susana Rodríguez en los estudios de Radio Marca Albacete

P: Por desgracia, no podréis participar en el desfile inaugural. ¿Os quedáis con esa espina clavada?

Susana: Un poquito sí, pero de envidia. Pura envidia de no poder estar ahí viviendo ese ambientazo. Los árbitros no desfilamos. Es cierto que siempre nos suelen invitar para verlo ‘in situ’; aunque no se cómo será este año en Japón dadas las circunstancias. En Londres y Río de Janeiro pudimos estar en las gradas, animando a los compañeros. La espinita se queda clavada, pero se disfruta igual.

Santi: Además, tampoco pude desfilar cuando fui como jugador en Atlanta. Como deportista es lo que se me ha quedado pendiente. Porque era el sueño. Piensas en una olimpiada, y más allá de poder participar en tu deporte, piensas en el desfile. Se lo propusimos a Clemente, pero no daba tiempo. Al día siguiente se jugaba, había que coger un vuelo de Atlanta a Orlando… era un lío. No pudimos desfilar. Se nos caían las lágrimas viendo el desfile. Y este año igual. Estamos fuera de Tokio. Nos ha tocado la sede de Sapporo. Estábamos deseando que en el sorteo nos tocara Tokio, pero no ha podido ser. Se nos van a caer otros dos lagrimones (risas).

P: ¿Qué esperáis encontraros en los JJOO?

Susana: He tenido la suerte de ir bastantes veces a Japón y en cuanto a organización son increíbles. Independientemente de que la pandemia nos va a limitar, creo que vamos a estar cuidados y nuestra salud no va a correr peligro. Tendremos garantías.

Santi: La cultura japonesa me encanta. He tenido la ocasión de visitar el país dos veces y me parece espectacular. Es respetuoso, la gente es muy cariñosa y me parece un sitio ideal para vivir. Nosotros nos esperamos un torneo de máxima exigencia a nivel deportivo. Para nosotros es una prueba importante. Nos estamos preparando para soñar en grande y traer un oro a España.

P: Santi, ¿tenéis el sueño de repetir la medalla de oro de Barcelona 92?

Santi: Está claro que hay que pelearlo y trabajarlo. Vamos a estar casi 20 días antes de ir a los JJOO preparándolo, ultimando detalles. Vamos a tener que trabajar con algunos jugadores que terminaron la temporada hace mucho, con otros que la acabaron hace poco, o sea que tendremos que hacer entrenamientos casi individualizados. Lo más importante para los técnicos va a ser crear esa unión, ese grupo, que al final, en los deportes de equipo, el oro lo consigues con la fuerza del grupo.

Santi Denia y Susana Rodríguez, los albaceteños que nos representarán en los JJOO de Tokio
Santi Denia en los estudios de Radio Marca Albacete

P: Susana, has llegado a arbitrar una final olímpica. ¿Hay algo más arriba?

Susana: Cuando lo pienso aún me emociono. Todavía no me creo que lo haya hecho. En Londres tuve la gran suerte de arbitrar la medalla de bronce, y en Río de Janeiro, la final. Además, era la primera vez que dos mujeres arbitrábamos una final olímpica en Voleibol. Ojalá pudiera repetirlo en Japón, pero es muy complicado. Aun así, no es algo que me esté calentando demasiado la cabeza. Yo iré como dice el ‘Cholo’, partido a partido, disfrutando y lo que tenga que venir, vendrá. 

P: ¿De quién os acordáis en los momentos clave?

Susana: Cuando pité la final de Río de Janeiro me acordé de mi familia, mis amigos y mi gente más cercana, que son los que me están apoyando desde el inicio y conocen el enorme sacrificio que supone llegar ahí. En las películas pasa mucho que cuando un personaje va a tener un accidente, ve pasar su vida entera en un segundo. Pues esto es igual. De repente te acuerdas de partidos que no recordabas y de momentos puntuales, porque tienes la suerte de arbitrar a los mejores equipos y a los mejores jugadores del mundo. Tú eres la que tiene que decidir el devenir de ese partido con tus decisiones, entonces en dos segundos, te pasa de todo por la cabeza. Este año será diferente. La pandemia nos ha enseñado mucho y a base de dureza. En Tokio pensaré en mi familia y en el afán de superarnos.

Santi: Cuando fui como jugador, aunque evidentemente me acordaba de mis padres, tenía 21 años y sólo estaba pensando en el partido y en el fútbol. En esta ocasión me acordaré de mis padres especialmente. Porque ya no están y hace prácticamente un año que falleció mi padre a causa del Covid-19. Me acordaré sobre todo de él.

P: ¿Se ha llegado a temer que este año no se celebraran los JJOO?

Santi: El Comité Olímpico Español (COE) ha apostado muy fuerte este año a que sí se celebrarían, y cuando lo decían con esa seguridad, nos daban algo más de tranquilidad, aunque las noticias que llegaban de fuera a veces nos hacían pensar de todo. Pero ahora que ya están a la vuelta de la esquina, estoy seguro de que disfrutaremos de unos Juegos Olímpicos muy bonitos.

Santi Denia y Susana Rodríguez, los albaceteños que nos representarán en los JJOO de Tokio
Susana Rodríguez en Río 2016

P: ¿Qué mensaje le mandaríais a la gente que sueña con llegar a unas Olimpiadas algún día?

Susana: Yo siempre he dicho que los sueños son gratis, pero que querer es poder. Con esfuerzo y con sacrificio, se pueden conseguir los éxitos. Los logros llegan. Nadie te va a regalar nada y te lo vas a tener que trabajar, por eso le diría a la gente que a trabajar y a conseguirlo. ¿Por qué no soñar con ello?

Santi: Todo el mundo debe soñar en grande. Yo siempre digo que soy una persona con suerte, pero la suerte hay que trabajarla a base de constancia. Hay que sacrificarse en cosas, levantarte temprano, estudiar un montón; en definitiva, hacer de todo. Yo creo que a todos en la vida nos llega nuestro momento, nuestra oportunidad, y tienes que estar preparado cuando llega. Ese trabajo y esa constancia es lo que te hace estar listo cuando se te brinda la oportunidad. 


Opiniones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están marcados con *